Sensibilidad dental

Sensibilidad dental, síntomas y prevención

Si al tomar comidas frías notas un pinchazo, dolor agudo en los dientes, una sensación desagradable que también puede suceder en ocasiones, al tomar comida muy caliente: puede que sufras sensibilidad dental.

La sensibilidad dental es la causa más frecuente de dolor dental y muestra una alta prevalencia, afectando aproximadamente a 1 de cada 7 personas adultas. Este problema afecta a la dentina, la parte más blanda del diente que se encuentra debajo del esmalte.

Las causas más comunes de la sensibilidad dental son:

  • La abrasión o la pérdida del esmalte por el roce de un objeto. El motivo más común es un cepillado erróneo, muy brusco y agresivo.
  • La atrición o el desgaste producido por el contacto diente con diente, conocido como bruxismo.
  • La erosión. Los agentes químicos causantes de la erosión de esmalte dental pueden encontrarse en dietas ricas en alimentos con una elevada acidez, en ciertos productos que se utilizan en los blanqueamientos o en los ácidos gástricos.
  • Ciertos procesos odontológicos como la ortodoncia pueden ser causantes de la recesión gingival que, a su vez, desembocan en la sensibilidad.

La prevención siempre es clave. Por eso, lo mejor para no sufrir las molestias de la sensibilidad dental es prevenirla llevando a cabo una correcta higiene dental diaria y realizando una revisión cada seis meses en el dentista.

En el caso de que ya sufras alguna pequeña molestia dental puedes usar una pasta dentífrica específica para la sensibilidad, colutorio con flúor, cepillo de dientes con cerdas suaves y evitar comer alimentos ricos en ácidos.

No obstante, el profesional decidirá en cada caso que tratamiento se debe llevar a cabo, pero es común que el odontólogo utilice productos como resinas compuestas, barnices y lacas de flúor para sellar la superficie expuesta de cada diente, que es exactamente lo que provoca dicha sensibilidad.

Tags: , , ,