La importancia de la superficie de los implantes dentales

Numerosos estudios científicos demuestran que las superficies de los implantes dentales con una topografía rugosa o porosa aumentan considerablemente la superficie de contacto implante-hueso y aceleran el proceso de osteointegración frente a los implantes con superficies convencionales mecanizadas o pulidas.

osteointegración. Por otra parte, los implantes sometidos a un proceso de chorro de arena y grabado al ácido tienen efectos celulares no citotóxicos y son biocompatibles, es decir, no destruyen células ni son tóxicos a éstas (1). Albrektsson (2) cuantificó el espacio que requiere el llamado none in-growth, o crecimiento del hueso hacia dentro de las rugosidades.

En algunos estudios Koshy y Philip (3) confirmaron que los procedimientos para la superficie rugosa de los implantes, no solo crean rugosidad sino alteración química de la misma. Según Le Guéhennec y otros autores  (4) en la actualidad los implantes endoóseos se dotan de superficies rugosas osteoconductivas, que a su vez pueden ser macro-micro o nano-rugosas. Para lograr la rugosidad de la superficie se utilizan diversas técnicas como pulverización del plasma de titanio, pulido con partículas de cerámica o anodización.

Las particularidades de la superficie de los implantes afectan tanto en los tejidos blandos como en los duros. Cochran (5) afirmó que las superficies rugosas de implantes son osteoconductoras en comparación con superficies más lisas. Una sustancia osteoconductora es aquella capaz de soportar el crecimiento de capilares, tejidos perivasculares y células osteoprogenitoras, desde un lugar receptor, en una estructura tridimensional de un implante o de un injerto” de forma que refuerzan la formación de hueso en aquéllas zonas donde existen células óseas. La osteoconducción es una propiedad probada de los injertos de hueso esponjoso (6).

En conclusión, estos estudios confirman que los implantes dentales que poseen una superficie rugosa o con irregularidades morfológicas dan lugar a una mejor osteointegración.

Implantes dentales, tratamiento de superficie Osseonova

Los implantes ZIACOM están cubiertos por la superficie Osseonova, dotada de una capa de gran espesor de TIO₂ (Óxido de Titanio), que se obtiene a través de un contrastado proceso de Sandblasting (chorro de arena), seguido de un doble proceso de Acid-Etching (grabado al ácido) que proporciona al implante una topografía homogénea, con una macro y micro porosidad excelentes. Por lo tanto podemos decir que Osseonova mejora y acelera la osteointegración, convirtiéndose en una superficie muy segura para resultados predecibles.

gif de ampliacion de implantes ziacom tratamiento Osseonova

BIBLIOGRAFÍA 

1.  Orsini G, Assenza B, Scarano A, Piattelli M, Piattelli A. Surface analysis of machined versus sandblasted and acid-etched titanium implants. Int J Oral Maxillofac Implants. 2000 Nov-Dec;15(6):779-84.

2. Albrektsson T, Brånemark PI, Eriksson A, Lindström J. The preformed autologous bone graft. An experimental study in the rabbit. Scand J Plast Reconstr Surg. 978;12(3):215-23.

3.  Koshy E, Philip SR. 2015. Dental implant surfaces: an overview. Int J Clin Implant Dent. 1(1):14–22.

4.  Le Guéhennec L, Soueidan A, Layrolle P, Amouriq Y. 2007. Surface treatments of titanium dental implants for rapid osseointegration. Dent Mater. 23(7):844–854.

5.  Cochran DL, Obrecht M, Weber K, Dard M, Bosshardt D, Higginbottom FL et al. Biologic width adjacent to loaded implants with machined and rough collars in the dog. Int J Periodontics Restorative Dent. 2014;34(6):773–779.

6.  Macía S., Morales M., Navarro R., Pérez E., Erdocia P., Henández A. Osteoconducción en implantes. Actas de las XIV Jornadas Canarias de Traumatología y Cirugía Ortopédica; 32·33, 2000.

tis, pulvinar dapibus leo.

Menú